Novedades

 

Cerca de 6 mil personas en Piura se han beneficiado del programa “Salud Mental Comunitaria”

Perú | Diciembre 2014

Ésta fue una de las principales conclusiones, expuestas en el balance de este programa, ejecutado por el Centro de Reposo San Juan de Dios de Piura y la Diócesis de Chulucanas y la ONGD Juan Ciudad, el pasado viernes 05 de Diciembre.

Cerca de 6 mil personas en Piura se han beneficiado del programa “Salud Mental Comunitaria”

Carmen Vásquez – Piura

 

El Centro de Reposo San Juan de Dios de Piura y la ONGD Juan Ciudad, - ambas organizaciones de la Orden Hospitalaria San Juan de Dios (OHSJD) -, y la Diócesis de Chulucanas, presentaron a toda la comunidad piurana, el balance del programa Salud Mental Comunitaria, resultado de cinco años de trabajo (2009-2014), realizado en las provincias de Ayabaca, Huancabamba y Morropón, del norte del Perú.

El programa consistió en preparar mecanismos de atención de Salud Mental en las comunidades de estas provincias de la región Piura, donde no existía una estrategia para intervenir este problema de Salud; generando desde nuestra Provincia de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, una alternativa para promover y sensibilizar la importancia de la Salud Mental en la población más vulnerable de esta región.

La intervención se realizó en el ámbito territorial de la Diócesis de Chulucanas (22 parroquias y 1600 zonas parroquiales), bajo un sistema de red comunitaria, en el que se han beneficiado cerca de seis mil personas, entre pacientes atendidos y personas que han participado en las actuaciones de sensibilización y talleres de capacitación en Salud Mental.

Durante la ejecución del proyecto se constató que las provincias intervenidas carecían de especialistas en psiquiatría. El personal de salud de las postas médicas de estas zonas rurales, tampoco contaba con formación para tratar este tipo de pacientes. En este sentido, se planteó la impartición de talleres de capacitación, formando durante 5 años más de 2.000 personas; entre agentes comunitarios de salud, zonales y parroquiales; líderes pastorales (asesores, responsables de salud y voluntarios); líderes de la comunidad (autoridades, instituciones educativas, policía, ronda campesina, entre otros); profesionales sanitarios del MINSA, Essalud e independientes.

Una vez realizada la fase de formación, se ejecutaron las actuaciones preventivo-promocionales. De un total de 2.191 personas que participaron de estas actuaciones, el 78% han sido mujeres. En las fases de capacitación, promoción y sensibilización se organizaron unos 500 talleres. Posteriormente, se realizaron 1689 consultas con especialistas en Salud Mental. Para esta tarea, los especialistas del Centro de Reposo San Juan de Dios de Piura contaron con el apoyo de los 24 profesionales sanitarios (psiquiatras, psicólogos, terapeutas, enfermeros) procedentes del Proyecto Internacional de Transculturalidad de la ONGD Juan Ciudad.

Entre los resultados, destaca saber que el 70% de las mujeres atendidas, con edades comprendidas entre 20 a 55 años, sufren trastorno depresivo o ansioso depresivo; patología que se encuentra entre las primeras causas de morbilidad. Este dato es muy significativo si tenemos en cuenta que la Organización Mundial de la Salud (OMS) prevé que la depresión será para el año 2020 la segunda causa de discapacidad en el mundo. Otro dato inquietante, es la alta incidencia de epilepsia con morbilidad de patologia mental, presente en el 9% de los pacientes atendidos. La esquizofrenia y la ansiedad suponen el 7%, respectivamente, en los pacientes que acudieron a consulta.

Durante los cinco años de intervención comunitaria se identificaron una veintena de pacientes con trastornos mentales que se encontraban encerrados, aislados y/o atados, en situaciones de abandono. Gracias al tratamiento recibido, por el equipo médico visitante, hoy los vemos reincorporados a la sociedad, siendo útiles a la familia y a la comunidad. El trabajo continúa con el seguimiento por parte de los asesores de salud parroquiales, responsables zonales, y párrocos del Área de Ayuda Fraterna, coordinados con los especialistas del Centro de Reposo San Juan de Dios de Piura y la Red de Salud del MINSA.

El programa ha contribuido al cambio de vidas de muchas personas, familias y pueblos, devolviendo, en muchos casos, la dignidad de la persona como rol activo en la vida familiar y social, ya que debido a su situación de vulnerabilidad y las condiciones en las que fueron encontrados, rozaban un estado denigrante. La intervención devolvió a la vida muchos pacientes aislados por padecer una enfermedad mental y no tener accesibilidad al diagnóstico y tratamiento adecuado.

La iniciativa de Salud Mental Comunitaria, pionera en el norte del Perú, ha sido liderada por los especialistas en Salud Mental del Centro de Reposo San Juan Dios, el psiquiatra Nicolás Campano, y el enfermero cooperante, Magister en Salud Mental y Psiquiatría, Tomás Alacid; y por el equipo de Pastoral de Salud de la Diócesis de Chulucanas, dirigido por la Sra. Dolores Chávez y las hermanas Margarita Walsh y Roxana Contreras. El programa ha contado con el auspicio de las ONGD Juan Ciudad, Global Health Ministry, el Centro Asistencial de San Juan de Dios de Málaga (España) y la Municipalidad Distrital de Morropón- Chulucanas.

Gracias al éxito de esta actuación, el Centro de Reposo SJD de Piura ha presentado a la Dirección Regional de Salud de Piura, un proyecto para implementar una Red de Salud Mental Comunitaria en las ocho provincias de esta región del norte peruano.

La Provincia Sudamericana Septentrional, felicita a nuestro Centro de Piura por esta importante labor, a favor de los enfermos y necesitados, promoviendo la Salud Mental como una atención urgente en las poblaciones donde estamos presentes.